Sentirse util aportando ese granito de arena

arayaLa Doctora Clara López Pasquali de Araya, investigadora y docente de nuestra universidad, se encuentra trabajando sobre una problemática que aqueja a los pobladores del interior, un tema tan real como nocivo: la presencia de arsénico en el agua de consumo humano.

Santiagueña de origen, la Doctora López Pasquali, a temprana edad dejó nuestra provincia, continuando sus estudios en Bs. As. Luego el destino la llevaría a la ciudad de San Pablo, Brasil donde culminarían sus estudios, y realizaría un Máster en tratamiento y caracterización de arcillas naturales. Luego, por razones familiares, regresó a la Argentina,  se instaló en Santiago, y una vez aquí se incorporó a la UNSE cuando ésta estaba dividida por departamentos, recuerda hoy la investigadora.

Posteriormente, ya formando parte de la Facultad de Agronomía y Agroindustrias fue ayudante de la Cátedra de Química 1 y Química II de la Licenciatura y Profesorado en Química, incorporándose posteriormente a la cátedra de Química Analítica. Basándose en la determinación de fosforo y nitrógeno por análisis de flujo continuo, realizó su Doctorado a distancia, en la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), Madrid, España; el tema de su tesis fue realizado íntegramente en Santiago, y la aplicación del método propuesto se efectuó con muestras de suelo de esta provincia.

 

- Desde su incorporación a la UNSE ha participado en numerosos proyectos de investigación, ¿al respecto qué nos puede comentar?

Desde que ingresé he participado en proyectos en el área de termoquímica y cinética, procesos de carbonización de maderas, y posteriormente hice un cambio radical, pase a trabajar con suelos y ahora estoy trabajando en estos métodos que son mucho más modernos, que son los métodos de flujo continuo. Todos esos cambios de rumbos generan a veces pequeños retrocesos que posteriormente se traducen en grandes avances, tengo varios proyectos de investigación, llevo dirigido diez, además de los proyectos de Ciencia y Técnica he tenido seis años consecutivos de proyectos de Voluntariado Universitario, aprobados desde que se inicio el voluntariado hace ya 6 años, hasta hoy.

 

- ¿Cuáles son los objetivos del proyecto de voluntariado en el que se encuentra trabajando?
Son proyectos interdisciplinarios, en el sentido de que hay químicos, educadores para la salud, ambientales y también muchos estudiantes, que se fueron incorporando en los diferentes años.

Muchos hicieron su trabajo de tesis en el seno de nuestros proyectos de investigación. Éstos básicamente se refieren al control y análisis de agua, pero el agua para consumo humano de pobladores rurales dispersos de nuestro interior, educación ambiental y promoción a la salud.

El gobierno provincial y nacional ha hecho grandes esfuerzos para solucionar el problema de abastecimiento de agua potable para la población rural. Se han hecho pozos de gran profundidad en las escuelas rurales, con pequeñas redes de distribución, pero esto a veces no es suficiente, aun hay un gran número de pobladores que consumen agua de pozos instalados en sus viviendas, de baja profundidad y muchas veces muy contaminados. En otras zonas, el municipio les distribuye agua que conservan en recipientes de calidad e higiene dudosa. Por tal razón, la situación de esa población es seria y de gran riesgo ambiental, especialmente si tenemos en cuenta que dentro la zona geográfica de la Argentina, donde la contaminación con arsénico es grave, por lo tanto, hay un gran número de pobladores que consume agua con alto contenido de arsénico.

 

-¿Qué daños produce este contaminante en el agua para consumo?

El agua subterránea está contaminada con arsénico y este contaminante produce dos tipos de toxicidad: un efecto agudo que es por el consumo directo de arsénico o el efecto crónico que es el más severo en nuestra provincia, que estaría dado por el consumo continuo de agua con pequeñas cantidades de arsénico, produciendo una enfermedad llamada HACRE. Pero simultáneamente con el alto contenido de arsénico estamos encontrando otros compuestos contaminantes para la salud.

 

- ¿Cuál es el impacto de la interdisciplinariedad en el enfoque del proyecto?

Nuestra función como químicos es analizar el agua que consumen e informar los resultados, pero a mí me parecía que eso era inconcluso. Si nosotros no aportamos algo para mejorar, para orientar o educar a la población, que conozcan cuáles son los síntomas tempranos de las enfermedades originadas por estos contaminantes, se trataría de un trabajo inconcluso, sería decirle: usted tiene un problema de contaminación en el agua pero bueno, nosotros hemos terminado con nuestro trabajo y no podemos darle una solución. Por eso, al hacer un trabajo interdisciplinario podemos desarrollar jornadas, talleres de capacitación con las escuelas, entrevistas a la población, para saber cuáles son las consecuencias de la presencia de diferentes contaminantes en el agua que consumen.

A veces es difícil llegar a los lugares y es por ello que trabajamos con las escuelas ya que son agentes multiplicadores de información, sus directores colaboran activamente, están muy preocupados por la situación, a través de ellos llegamos a la gente. Hoy por falta de información, la población ignora que muchos de sus familiares fallecieron por la presencia de contaminantes en el agua que consumen y que produjeron enfermedades tan serias como el cáncer.

 

- ¿En qué consiste el trabajo que ustedes realizan?

Nosotros hacemos el análisis físico químico y una vez concluido el mismo les entregamos el informe. La población rural está cansada de recibir investigadores que van a sacar fotos, pedir información y después no les informan de los resultados del análisis ni les aportan ninguna solución a sus problemas.

Este informe, que va con mi firma les sirve para reclamar a las entendidas u organizaciones gubernamentales para que les solucionen el problema de abastecimiento de agua potable. Estamos pensando en realizar otro proyecto para recorrer la zona de estudio que hemos visitado durante estos años para ver qué mejoras se han obtenido a partir de nuestro trabajo de investigación, y ver los resultados de nuestra llegada a la población.

Nuestro primer proyecto de voluntariado fue con la ciudad de Fernández, a través de un convenio con la Municipalidad, la intendenta apenas recibió el informe tomó las medidas pertinentes para solucionar el problema de contaminación encontrado.

También hay un factor que debemos tener en cuenta, que en Argentina recién en el 2012 se va fijar el valor máximo permitido para el contenido de arsénico en aguas de consumo, a igual nivel que rige la Organización Mundial de la Salud y la Unión Europea desde hace muchos años. El nivel máximo permitido que por la OMS es de 10 ppb en el caso del arsénico y para Argentina es 50 ppb, o sea que nosotros aquí tenemos una franja amplia de población en el cual actualmente estaría bajo los límites permitidos por el Código Alimentario Argentino (CAA). Sin embargo, a partir del año que viene esa franja poblacional tiene problemas de contaminación, esa información nosotros la elevamos porque si bien es un problema que exceda los 50 ppb, que es un problema muy serio, aquellos aguas con concentraciones de arsénico en la franja entre 10 y 50 ppb también la tiene.

 

- El estar en el lugar donde la problemática de contaminación es real, comunica con realidades a las que no estamos acostumbrados, ¿cómo fue su experiencia?

Es así, nos encontramos con muchas situaciones, por ejemplo, hay distritos donde a la comuna les llevan agua potable a la población pero la contiene en tanques o cisternas muchas veces abiertas, en otras zonas se abastecen de agua de pozo, pero de pozos abiertos, y entonces el nivel de contaminación con nitritos es elevado fundamentalmente dado por la falta de higiene. O sea se produce otro tipo de contaminación que también produce efectos nocivos a la salud de la población.

Por ello, si bien hemos estudiado zonas en donde sabemos por diferentes publicaciones y trabajos que las aguas subterráneas están contaminadas con arsénico y que de hecho lo hemos corroborado, no hemos dejamos de ver otras situaciones. Orientamos a la población respecto a los problemas que genera el HACRE, pero también respecto a los efectos nocivos que produce la presencia de otros contaminantes. Como una primera solución, se estimula a la población para que utilicen el agua de lluvia que lógicamente no les gusta, ya que no tienen las sales del agua común y no tiene sabor. También se les sugiere que busquen pozos alternativos, ya que muchas veces un pozo está muy contaminado pero a cien metros puede haber un pozo sin arsénico.

 

- En los alumnos, ¿cuál es el impacto potencial en su futura vida profesional?

El trabajo y la colaboración de los estudiantes son maravillosos. El cambio en la visión de ellos es notable, desde que se inician en estas actividades por primera vez, hasta que adquieren experiencia. Se favorece su inserción al medio el día que salgan de esta universidad como profesionales. Así tenemos un grupo de chicos que ya se ha incorporado a industrias del medio, como el caso de la Lic. Virginia Herrera que egresó este año, la Lic. Andrea Acosta que está a cargo del laboratorio de investigación de medicamentos genéricos del Ministerio de Acción Social, entre otros y algunos se han incorporado a otros proyectos siguiendo el doctorado.

Aquellos que han participado en los proyectos de investigación se sienten mucho más seguros a la hora de buscar una salida laboral, a través del trabajo de voluntariado que es una experiencia interdisciplinaria, hacemos talleres internos donde se intercambian experiencia y conocimientos, ya que cada uno tiene una visión diferente, nos muestra una realidad diferente.

También tienen la posibilidad de participar en congresos donde son ellos los que presentan y defienden los resultados obtenidos de sus trabajos. En cuanto a las publicaciones, tenemos muchos trabajos ya presentados en congresos internacionales y nacionales, en muchos de ellos los alumnos muestran sus trabajos y defienden los resultados, con lo cual se potencia su seguridad. También están con nosotros la Lic. Rondano, el Lic. Galiano y el Lic. Tevéz, quienes colaboran como corresponsables de los proyectos de voluntariado, y orientan a los alumnos desde su propia experiencia y formación. Además del Ingeniero Rosas de Saneamiento Ambiental.

 

- Cuando uno se involucra en actividades que buscan el bien común de la sociedad ¿desde su experiencia cómo vivió esta actividad?

Personalmente después de haber realizado durante tantos años investigaciones básicas, el desarrollar proyectos de investigación-acción me ha generado un entusiasmo y una visión diferente. Como química nuestra actividad fundamental está dentro del laboratorio, el haber salido al exterior, el haber visto los problemas que tiene la gente y aportar ese pequeño granito de arena que les permita encontrar soluciones reales para mejorar su calidad de vida, nos compromete y nos hace sentir útiles a la sociedad. Dentro de nuestra especialidad estamos tan encerrados en nuestra investigaciones de laboratorio que a veces no nos damos cuenta de situaciones externas. Esto, unido al trabajo interdisciplinario nos ha engrandecido como personas, ya no sólo tenemos la visión como químicos, sino que ahora nuestra mirada es más global.

 

- El problema de contaminación se acrecienta día a día ¿en qué otras investigaciones pudieron notarlo?

Hemos trabajado con aguas residuales de curtiembres ubicadas en el ejido capitalino, que producen gran contaminación no sólo en el agua también en el aire, sobre todo en las épocas donde largan los vertidos residuales de la curtiembre que trabajan con cromo. Hemos trabajado en la detección de la contaminación del embalse del Rio Hondo, en colaboración con la Secretaria de Agua, en particular con el Ingeniero Targa y con el Área de Saneamiento Ambiental con el Ingeniero Rosas.

Pero no solo hacemos trabajos de investigación aplicada, sino que también trabajamos en el desarrollo de métodos de flujo continuo y de multiconmutación. Estos métodos que tienen la particularidad de poder automatizarse, cuyos sistemas son muy versátiles y utilizan instrumental sencillo, requieren de una mínima cantidad de muestra y reactivo y permiten obtener los resultados en forma rápida. En ellos los reactivos y la muestra se incorporan y fluyen realizando un recorrido donde reaccionan entre sí, antes de pasar a un detector que miden una señal (por ej. Absorbancia) y a partir de ella se obtiene la concentración del analito que estamos estudiando. En estos métodos se puede armar el sistema de la manera más conveniente y óptima, según lo que se requiere analizar, pero para optimizar los diferentes parámetros se requieren de un trabajo intenso y de la aplicación de métodos estadísticos. Con esta optimización se pretende utilizar la menor cantidad de muestra y reactivos, con el menor tiempo de respuesta.

 

- ¿Cómo surge la idea de hacer la publicación El agua que has de beber?

Como resultado del trabajo de campo, de nuestro recorrido por el interior de la provincia y el hablar con los directivos y docentes de las escuelas rurales, que nos han provisto de mucha información al orientarnos respecto a los problemas de salud de la población escolar que atienden. Y ante la falta de material de lectura sobre el agua y sus eventuales problemas de contaminación, nos plantearon de su necesidad de contar con algún material bibliográfico que les permita estar informados y preparados para atender el problema de contaminación del agua, y los efectos en la salud.

Este pedido nos ha impulsado a preparar este libro de consulta:”El agua que has de beber” que fue presentado en diciembre del 2010. Somos ocho autores, donde cada uno hizo su aporte, y la temática que se desarrolla se inicia con el agua en la tierra, qué se entiende por calidad del agua y los límites máximos permitidos por el CAA para las diferentes sustancias que podemos encontrar en un agua para consumo humano.

Las sustancias y microorganismos pueden estar presentes, cada una de ellas analizadas desde su origen en la naturaleza, cómo pueden llegar a las aguas y cómo la escasa o abundante presencia de ellos en el agua puede producir posibles efectos nocivos para la salud. Se presenta también información sobre algunos métodos de tratamiento para el agua, consejos sobre higiene y por último, pero no menos importante, sobre los Derechos al agua, ya que existen leyes nacionales que establecen los derechos que poseen los pobladores a disponer de agua potable para consumo.

 

Añadir a favoritos el permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>